Homenaje al concejal ejecutado por ETA y a todas y cada una de las víctimas del terrorismo

El Parque Víctimas del Terrorismo fue el día de ayer, lunes trece de julio, el escenario de un homenaje a Miguel Ángel Blanco –y a todas y cada una de las víctimas del terrorismo– cuando se cumplían veintitres años del asesinato del concejal popular a manos de la banda ETA. El regidor en funciones, Miguel Ángel Arranz, solicitó a las personas congregadas en el acto que “no olvidemos jamás a todas y cada una de las víctimas del terrorismo. Recordarlas es el mejor homenaje que podemos hacerles. Debemos asimismo conservar la única narración posible de la historia, la que se fundamenta en la verdad, justicia y dignidad”.
Durante el homenaje, el regidor en funciones, el comisionado para la Atención a las Víctimas del Terrorismo de la Comunidad de la capital española, Ignacio García de Vinuesa, y los portavoces de los conjuntos políticos del Municipio, Cristina Martínez (Partido Socialista), Ramón Cubián (Partido Popular) y Fernando Montenegro (VOX), leyeron un manifiesto de la Fundación Miguel Ángel Blanco, en especial dirigido a los jóvenes que no conocen quién fue Miguel Ángel Blanco, titulado La Resistencia de la Dignidad. “Os precisamos para proseguir recordando a las víctimas y para edificar una sociedad en la que no tenga cabida ni la práctica ni la justificación de la violencia política, para no caer en el riego del sectarismo, el fanatismo identitario o bien la exclusión del diferente… Todas y cada una de las víctimas precisan ser respetadas, no humilladas, y protegidas en su derecho a la Justicia y a la Verdad. La defensa de la democracia es labor de todos, asimismo vuestra. Os precisamos para proseguir esta tarea”, apunta el manifiesto. Alcobendas se adhirió en dos mil doce a la Red de Urbes Amigas de la Fundación Víctimas del Terrorismo y sostiene un acuerdo de cooperación con la fundación por la que aporta mil euros a su fondo asistencial.
Ángel Sánchez Sanguino, segundo teniente de regidor, aseveró que “los municipios podemos y debemos comprometernos en jugar un papel clave en la prevención, en la intervención más inmediata frente al terrorismo o bien en el solidario y preciso acompañamiento de las víctimas. Alcobendas siempre y en toda circunstancia va a estar en los homenajes, por el hecho de que no hay mayor traición que olvidar a los que se les quitó la vida injusta y cruelmente”.
El regidor en funciones y el segundo teniente de regidor fueron los encargados de depositar una corona de lauro al lado del monumento a las víctimas del terrorismo, al unísono que sonaban las voces de la Coral de Alcobendas.